Organiza una fiesta sorpresa para tu novio ¡y hazlo feliz!

Hacer una fiesta sorpresa puede resultar toda una ciencia si no encontramos a las personas ideales y los elementos adecuados. ¿Se acerca el cumpleaños de tu novio y no sabes cómo sorprenderlo? En lugar de la clásica fiesta en su casa, planea una reunión intima con sus amigos y familia.

En esta nota te contamos qué necesitas, a quién debes pedir ayuda, cuáles son los cuidados y cómo lograr que ese evento sea inolvidable para tu novio. ¡Continúa leyendo!

Buscando la fecha ideal

La primera decisión más importante cuando se trata de una fiesta en la que evidentemente, el agasajado no deberá saber nada. ¿Cómo saber si no ha hecho planes con amigos? ¿Si piensa quedarse a avanzar pendientes en el trabajo o si se fue de tragos con sus amigos antes de volver a casa?

Resolver todas estas interrogantes es sencillo pero se necesita mucho ojo y varios contactos para saber en qué está pensando el festejado. Piensa primero en una fecha cercana o exacta al cumpleaños, en un día cómodo (de preferencia fin de semana) y cercano a fechas de pago (para que nadie tenga excusas de no ir).

Ubica los correos electrónicos de algunos amigos e indaga un poco en los planes de tu novio (si ya te los ha comentando, mejor aún). Una vez que sepas donde estará piensa si puedes elegir adaptar la sorpresa a ese lugar y comienza a prepararla en base a esa información.

Elige a los cómplices

Tu entusiasmo es importante pero no suficiente para lograr una exitosa fiesta sorpresa; hace falta buscar amigos en común que puedan ayudar en las diferentes tareas: la decoración, los invitados, los tragos y cosas para picar, etc.

Puedes armar comisiones e involucrar a los papás de tu novio para que también se sientan útiles (ten mucho cuidado cuando decidas pedirles ayuda)  hazlo solo si lo consideras oportuno y esto no generará problema alguno.

Básico conseguir el cómplice que montará la escena en la que finalmente llega al lugar donde lo esperan todos los invitados. Puedes pedirle a un amigo (que sea capaz de actuar muy bien) que sea él quien lo lleve hasta el lugar (puede ser tu casa, la de un amigo o un local) .

También puedes usar el argumento de la cena para dos: decirle que irán juntos a comer a un lugar que acabas de conocer pero que antes deben pasar  a recoger a alguien (ese será el lugar de la fiesta).

Los elementos de la fiesta sorpresa

Siempre que pensamos en dar una fiesta se recurre a muchos elementos; durante una fiesta infantil por ejemplo, la piñata y las sorpresas serán piezas claves mientras que para la fiesta sorpresa de tu novio será súper importante contar con estos elementos.

El cotillón: sin serpentina, pitos, matracas, gorritos y mucho confeti no hay verdadera sorpresa. Ahora que se ha puesto tan de moda “la hora loca” no puede faltar unos collares de colores y muchos elementos para hacer más divertida la noche.

Aquí se puede aprovechar para guiar la temática de la fiesta: puedes elegir los colores de su equipo favorito, un objeto que le guste mucho como guitarras o corbatas o las tonalidades que tú creas que le gustarán más.

La música: ¿le gusta el estilo de los 80′s? ¿la salsa o el pop? no hay nada más aburrido que una fiesta sin buena música o con música de la radio ¿te ha pasado? busca buenas listas de reproducción, pide a algún amigo que se encargue de ubicar las mejores canciones y evita estar en esos apuros unas horas antes de la fiesta.

¿Música en vivo? Vale la pena si la fiesta es durante el fin de semana y los invitados quieren realmente una pachanga. Busca entre tus contactos alguna buena orquesta para animar el evento y con esto también asegurarás la diversión.

Angela Valderrama es psicóloga y hace dos meses cumplió cuatro años de relación con Pedro. Durante estos años, le ha organizado dos fiestas sorpresa y me cuenta que sin duda lo más importante para ella es conseguir la música ideal.

“Él tiene amigos por todas partes y con gustos súper diferentes, a veces llegaban a la casa a escuchar música de los 80′s y no faltaban los amigos que querían escuchar cumbia o salsa, hay que complacerlos a todos y si no tienes un buen número de canciones o CD’s va ser complicado”, me cuenta.

El pastel de cumpleaños: uno de los momentos más importantes, que se puede dar al inicio de la fiesta, en medio de ella o casi al final (esto último es menos probable dado que no sabemos en qué momento se acabará) . Aquí el pastel cubre una súper importancia: sería un gran gesto que lo hayas preparado con tus manos, que hayas pensado bien en sus sabores o hasta en el diseño, que podría ser una caricatura de él.

“Me acuerdo que en el 2008, cuando Pedro cumplió 24, mandé preparar la torta a una pastelería conocida, me ofrecieron velas pero les dije que no eran necesarias porque yo compraría unas especiales, de esas que parecen luces de bengala. Con los apuros del día olvidé las velas y tuvimos que cantar con una velita misionera. Desde ese día siempre tengo velas de cumpleaños en mi casa (risas).

Y como la tendencia son los cupcakes, también vale una torre de estas magdalenas tan deliciosas con sus sabores favoritas o con impresos en papel de arroz. Recuerda tener muchas velas a mano, esto le da una magia especial al momento en el que todos cantan.

Las bebidas: como no te puedes encargar de todo, sería bueno que en la invitación sugieras a los amigos de tu novio que traigan el trago que más les guste, tú puedes tener algunas botellas de tragos básicos y los complementos para prepararlos pero serán ellos quienes finalmente decidan qué quieren tomar. Puedes mejorar la presentación de las bebidas tomando en cuenta algunos consejos de este enlace.

Tips para ser la mejor anfitriona

Hasta aquí todo lo anterior podría quedar en manos de un party planner o especialista, sin embargo ser una verdadera anfitriona de la fiesta resultará lo más complicado. Para que puedas recibir a tus invitados y los de tu novio y causar la mejor impresión, aquí te dejo algunos tips.

  • Permanece atenta a las necesidades de todos los invitados: ver que a nadie le falte nada y todo esté en su lugar.
  • Ser cordial con todas personas, sin importar si te caen bien o no. Este día eres también el centro de las miradas.
  • No olvidar cosas extra: platos, cubiertos, velas, servilletas y todo en más cantidad de la que crees necesaria.

¡Hacer feliz a a tu novio es muy simple! Preparate para una fiesta súper inolvidable a su lado.

Imágenes: CotiShopFiesta, Recetin, ElSofaAmarillo, HTMW.

Etiquetas : , , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Marco Rios

Estudiante de periodismo y blogger desde el 2008. Me gusta el drama bélico y soy amante de las papas fritas. Latin Pop, teatro y Facebook son tres de mis necesidades :)